México

Amenaza AMLO a gaseros con llevarlos ante la justicia

new.author
Por Luis Fernando Nájera 04 Agosto 2021

Afecta paro de distribuidores de LP por segundo día a la Ciudad de México

Ciudad de México, 4 de agosto del 2021.- La Asociación Mexicana de Distribuidores de gas le respondió al Presidente Andrés Manuel López Obrador con un paro de labores a la pretensión de fijar un precio tope al kilo del carburante, reduciendo los márgenes de utilidad.

Esta mañana de miércoles, AMLO contratacó y amenazó con denuncias a los comercializadores si ocurre desabasto en los hogares, y prestar resguardo policial para evitar la bandalización de los camiones distribuidores.

Primero, dijo AMLO está garantizado el suministro de gas doméstico a pobladores de la ciudad, del valle de México y Pachuca, en donde se decretó el paro. “Ya estamos viendo cómo garantizamos el abasto en una situación de emergencia”, dijo durante la entrevista matutina la “Mañanera”,

Aunado a ello, se está analizando la posibilidad de presentar denuncias en contra de quienes se nieguen a cumplir con su obligación de prestar el servicio de un insumo fundamental para la gente, desde distribuidores hasta comisionistas.

Y, tercero, se va a hablar con los distribuidores, con los comisionistas para ofrecerles garantías de seguridad a través de la Guardia Nacional, ante la posibilidad de vandalizar sus unidades durante la distribución.

En tanto, este miércoles continuó el segundo día de paro de la distribución de gas.

La Unión de gaseros del Valle de México denunció que la política de control de precios de AMLO desplomó la utilidad y puso en riesgo la generación de empleos y el abasto, aumentó el riesgo de hechos delictivos.

Por principio, explicó la organización a través de su líder, José Adrián Rodríguez, la utilidad cayó al 0.03 por ciento pues por cada litro ganan 35 centavos, así es que para tener una utilidad de mil pesos necesitan vender 5 mil litros. La utilidad la consumirían los costos de operación y no quedaría dinero para pagar sueldos.

Antes de la regulación de precios quedaba una ganancia del 20 por ciento suficiente para pagar sueldos, comisiones, prestaciones, mantener la seguridad industrial y el gasto corriente de las empresas.

No es la primera ocasión que paran los gaseros, pues en el 2020 ocurrió un movimiento similar.