Opinion

Interacciones

new.author
Por Marco Antonio Lizárraga 14 Julio 2020

“Me atreveré a todo lo que pueda hacer un hombre. Quien se atreva a más es insensato”, William Shakespeare

DESARTICULADA  

 
 

Para muchos, salió perjudicial la llegada de Carol Arriola como delegada de Morena en Sinaloa, pues hasta el momento no ha sostenido ningún encuentro real y significativo con las bases, si es que tiene, de ese partido.  

 
 

El asunto está en que pese a todo, Morena está desarticulado y los grupos que están formados son escasos, tanto que se pueden contabilizar con los dedos de las manos y sobran. Hablamos de los fuertes, los demás son rellenos.  

 
 

Pero bien, esto ha traído una serie de consecuencias que han venido afectando el trabajo interior de Morena, y quien supuestamente venía a abrir caminos y establecer líneas para fortalecer es hora de que no conoce a nadie, mucho menos el panorama estatal.  

 
 

Es por esta razón que muchos ya están viendo otras opciones para poder establecer su carrera política para el 2021, pues a pesar de que Morena aparece como líder en las encuestas, los otros partidos que conformaron la alianza en el 2018 y que ahora son aliados están en otro camino.  

 
 

Bien dice el dicho que, si el río suena, es porque agua lleva y en ese sentido uno de los partidos que está buscando su propio camino y tiene rato preparándolo es el Partido del Trabajo quien ha estado buscando su propia trazabilidad.  

 
 

La “mano” que está manejando el PT todavía la está guardando y bien, tanto que, Leobardo Alcántara Martínez pasa desapercibido para muchos pero en realidad hay mucho trabajo en lo interno que debe ser tomado en cuenta.  

 
 

Más adelante, estaremos en condiciones de darle toda la información con respecto al trabajo que se tiene, pero sobre todo que ya se tienen perfiles para trabajar con el PT, y muchos de ellos muy competitivos.  

 
 

A diferencia de Morena que lidera las encuestas, los perfiles que maneja son muy escuetos y sobran dedos de las manos para aquellos que en realidad quieran tener una oportunidad de participar en el proceso electoral, muchos no tienen canicas, algunos presumirán que si, pero en esta contienda de puro “chincholón” para arriba.  

 
 

Los perfiles ahí vienen, hay liderazgo, hay fortaleza por eso el PT analiza en Sinaloa otras alianzas que pueden ser más factibles contra los negativos de Morena.  

 
 

Tiempo al tiempo.  

 
 

FACTORES  

 
 

El Partido Sinaloense muchas de las casas encuestadoras lo han dejado a un lado, cuando la realidad es que es un factor determinante que ha construido y mantenido una estructura firme que dará la pelea para esta contienda electoral.  

 
 

El líder del PAS, Héctor Melesio Cuén Ojeda sabe que tiene cartas fuertes que pueden competir con opción de triunfo en este proceso electoral pues mantiene una tendencia creciente luego de haberse recuperado del pasado proceso electoral.  

 
 

Cuén Ojeda mantiene la estructura más aceitada y afinada del estado, trabajando y circulando como máquinas ya mantiene un ritmo de trabajo acelerado para recuperar el tiempo que se detuvieron por el COVID-19.  

 
 

El PAS es en esos momentos un paliativo en votos para mucho, y que eso es lo que le ha valido al partido hasta donde ha llegado en estos momentos, de manera histórica, ningún partido estatal en Sinaloa había tenido tanto crecimiento y permanencia.  

 
 

Hace algunos ayeres otros partidos lograron conservar el registro, y perderlo en el otro proceso electoral, pero el PAS ha sabido mantenerse y eso es lo que ha sido su fortaleza, Cuén Ojeda sabe que el 2021 puede ser un año crucial para el PAS y no lo dejará pasar.  

 
 

Las cosas pintan bien, ya veremos si se asoma una alianza estrategia, de facto o las siglas solas del PAS pueden ir.  

 
 

Eso ya lo veremos pronto.  

 
 

 
 

 
 

LA CARTA  

 
 

Mucha controversia resultó de la salida de Jesús Valdés Palazuelos del PRI, y no precisamente por dejar la dirigencia, sino por lo que conlleva para muchos la llegada de Martha Tamayo Morales a dirigir a los priistas del estado.  

 
 

Las cuestiones van en que si beneficia o perjudica que Jesús Valdés deje el cargo del PRI, nosotros ayer analizamos que el actual dirigente, tiene una amplia posibilidad de tener ahora si bandera libre, pero hay la certeza a quienes sabemos este juego que se tiene un plan B con respecto a esto.  

 
 

Sin duda, Valdés Palazuelos ha hecho tenido una agenda muy activa desde que comenzó la pandemia, y es de reconocer el esfuerzo que hizo, pues hasta ayer tuvo que suspender por causa del COVID-19, donde en un mensaje en las redes dijo que era positivo.  

 
 

La oleada viene de esa manera, lo que si es un hecho es que, ahora con este cambio en puerta, hay la certeza de que el dirigente partidista irá a otra plataforma, no sabemos si en el interior o en algún otro sitio.  

 
 

Hay que recordar, que Valdés Palazuelos antes de llegar al PRI Sinaloa, fue alcalde de Culiacán, en su fallida reelección le pegó el efecto Morena en la capital del estado, semanas después se integró a gabinete de Quirino Ordaz Coppel como secretario de Agricultura y Ganadería, y terminar en el actual puesto que hoy ostenta.  

 
 

Sabemos de la capacidad que tiene Valdés Palazuelos y que rápido se acomoda donde vendrá, así es que los cambios siempre son para mejorar y el presidente del PRI, sabe aprovecharlos.  

 
 

POSDATA  

 
 

Mañana le estaré informando de los planes y proyectos que se tienen en Ahome, un amasiato de fuerzas políticas.  

 
 

Esté pendiente.  

 
 

 
 

Facebook:: PeriodistaMarco  

 
 

Twitter: @PeriodistaMarco 

Otras opiniones del autor

Este espacio es para ti. ¡Anuncíate con nosotros!